Dolores Huerta Sigue Abogando e Inspirando

Por Andrea López-Villafaña

La legendaria activista Dolores Huerta a sus 88 años no solo sigue abogando por las comunidades marginadas, sino que también está creando una nueva generación de activistas.

El jueves 5 de abril, Huerta se presentó en la Universidad de California, San Diego y frente a cientos de estudiantes, profesores, y exalumnos ella resaltó la importancia de estar involucrados en sus comunidades y de participar más en la política.

“Lo principal que pedimos es que la gente regale su tiempo”, dijo Huerta a La Prensa San Diego.

Huerta compartió que el modo de llamarles la atención a congresistas es a través de que la gente se tome el tiempo de hacer activismo, hacer llamadas telefónicas a sus oficinas, y mandarles correos electrónicos.

“Se trata de pensar en maneras de presionar a los políticos a que le pongan atención a las necesidades de las comunidades, pero si la comunidad no usa sus voces entonces los políticos no se enteran de las necesidades”, dijo Huerta.

Después de años de abogar por los derechos de los trabajadores de campo y sus familias al lado de otro legendario activista, César Chávez, Huerta sigue dedicando su tiempo a abogar por los derechos de las mujeres, el medio ambiente, y los trabajadores a través de su organización la Dolores Huerta Foundation.

La fundación se enfoca en ayudar a las comunidades a aprender cómo organizarse para abogar por sus necesidades.

Huerta compartió con los cientos de personas en asistencia que los problemas sociales más grandes que están enfrentando las comunidades son la falta de hogares y las personas sin hogares que no tienen acceso a recursos, y las injusticias al medio ambiente.

Pero según Huerta, la solución a esos problemas es simple.

“La estrategia más importante que necesitamos usar, y se que parece simple, es votar”, Huerta dijo.

Huerta también habló de sus experiencias durante el tiempo que se dedicó a abogar por los derechos de los trabajadores de campo.

Por mucho tiempo, la mayoría de gente vio a Huerta como la asistente de Chávez, aunque en realidad eran socios, pero ahora ella está compartiendo su labor en la lucha por los derechos civiles de los trabajadores de campo.

En un documental titulado “Dolores”, que se estrenó el martes 27 de marzo en PBS se enfoca en el labor de Huerta y los sacrificios personales que tuvo que hacer para abogar por los derechos de los trabajadore de campo.

Huerta decidió dejar su vida “normal” y mudarse a los campos para poder tener acceso a los trabajadores y para poder ayudarles a crear una unión.

Ella sacrifico tiempo con sus hijos, sus pasiones personales como su amor por la música y el baile pero después de enterarse de las condiciones en las que muchos trabajaban se le hizo imposible no ser parte del movimiento por sus derechos.

El documental se puede ver en pbs.org hasta el 24 de abril.